Riu, Baraka, las amistades peligrosas

Trini denuncia a sus socios

Trini denuncia a sus socios

Fue un sainete interminable debido a la personalidad arrasadora del murciano Trinitario Casanova, véase el look en la foto, antiguo condenado por estafa en la Bolsa, y ahora su empresa Baraka remata la faena denunciado a sus socios hoteleros de Riu por no escriturarle 15.000 metros cuadrados del mamotreto de Plaza España según su versión.
Los hoteleros, que están en plena reforma del edificio, publicaron inmediatamente una nota de prensa desmintiendo que tuvieran que escriturar nada a su nombre sino que lo que había era un contrato de mandato, no representativo, de venta para la búsqueda de inversores de la zona comercial que no ha cumplido Casanova, pese a reiterados requerimientos. 
Parece ser que Riu quiere endosar esos 15 metros comerciales a Corpfin.
Trini Casanova se ha rebotado y conforme a su carácter glamouroso aduce también, reconformado en arquitecto municipal, que la reforma no se está haciendo correctamente, es decir, a su gusto.
Carmena y su troupe de concejales manteros por su parte, no parecen que vayan a acometer jamás la populista reforma pendiente de Plaza España, referéndum incluido.
Ya nos lo decían de pequeños, hay que tener cuidado con las malas compañías. 

Las infraviviendas inundan AirBnB

Casa San Xiao, Cariño


España no es lugar para ingenuos

La mayoría de la gente cree que la multinacional revisa previamente las viviendas que oferta. Nada más falso, son los sufridos clientes los que informan y denuncian casos flagrantes de infraviviendas, estafas y timos. Y las sufren, claro. La «colaborativa», todos colaboramos en sus millonarios beneficios que no pagan impuestos, se limita a tomar nota de las quejas, reclamaciones y protestas y las cuelgan en sus páginas. Y a veces ni eso, camuflando las evaluaciones negativas.
Paleo grupo electrógenoEste comienzo de verano ha sido particularmente agitado con decenas de miles de ofertantes que ofrecen infraviviendas sin luz, o con grupos electrógenos defectuosos, váteres atascados, pilas de fregar embozadas, camas con habitantes, toallas rotas y sucias, calentadores de agua destinados a suicidas, y demás lindezas que siempre han proliferado cuando se alquilaban a distancia. Ahora lo hacen en las plataformas de moda, no enseñando fotos comprometedoras, ocultando vicios, engañando sin timidez alguna.
Es el caso por ejemplo de la Casa de San Xiao en Cariño, A Coruña, donde no hay luz ni lavadora, el grupo electrógeno dura apenas cuatro horas debido a su depósito de poco más de dos litros de gasolina, haciendo que la nevera chorree en cuanto se va la luz; el calentador de butano es de infarto, no quieren pagar la gasolina y mientras la anfitriona disfruta de su Iphone en la capital, la madre lidia con las quejas de sus huéspedes entre gritos y amenazas de echarles debido a sus quejas. Y no busque en su perfil de Airbnb las fotos adjuntas, de la «cocina» y grupo electrógeno de los tiempos de Fraga, no se atreven a colgarlas.
Todo vale para engañar a los veraneantes mientras las plataformas se llenan los bolsillos. O sea que como siempre, más vale comprobar previamente in situ antes de alquilar. España no es lugar para ingenuos, pero es tierra de pícaros y timadores de toda laya.
Cocina de los tiempos de Fraga, pila embozada

Efectivamente, pase negro

Baraka vende inmediatamente a Riu Hoteles

Baraka vende inmediatamente a Riu Hoteles

Conseguidos todos sus objetivos, -publicidad, prensa, notoriedad y plusvalías- el personaje ha cumplido las expectativas y ha vendido el edificio, el mamotrético monstruo neofranquista, a hoteles Riu para que haga la competencia a AirBnB construyendo un hotel cuatro estrellas de 600 habitaciones, por una cantidad que se desconoce en este momento y se ha reservado los 15.000 metros de zona comercial.
Los chinos del grupo Wanda ya se olían algo parecido.
Veremos a ver qué hace con la zona comercial… Continuará…

Plaza España, de sainete a bufonada

Baraka podria intentar el pase negro

Baraka podría intentar el pase negro


Por supuesto no se produjo la venta del Edificio España el pasado viernes. Al parecer faltaba un requisito, una argucia más bien, de tipo legal y menor. Wanda no había depositado sus cuentas, algo de lo que Baraka no había dicho ni pío antes de llegar a la firma, por lo que se sospecha de que se trata de una triquiñuela del murciano, Trini Casanova, para no efectuar el pago convenido, 252 millones.
A los chinos parece que se les ha acabado la paciencia ante la pícara astucia, más propia de los personajes cervantinos, de los Baraka, que podrían estar jugando a realizar el pase negro, es decir vender la propiedad a un tercero antes de pagar la totalidad de la compra y hacerse con las plusvalías y la publicidad de la operación sin soltar el dinero que no tienen. Según Cinco Días, ya lo habrían hecho con anterioridad y con buenos resultados antes de que el líder supremo hubiese sido condenado a un año de cárcel por manipular acciones del Popular en Bolsa y difundir información falsa.
Wanda ha decidido y publicado que si no suelta la gallina antes del 1 de junio abortarán la operación y se quedarán los 20 millones de euros que Trini ha soltado como anzuelo, perdón, como depósito.

Sigue el sainete de Plaza España

Mucha Baraka se va a necesitar

Mucha Baraka se va a necesitar

El empresario murciano comparado a Jesús Gil, aunque de estilismo infinitamente más glamouroso, véase el detalle plantar, anda buscando 200 millones para pagar a Wanda el edificio España este mes de marzo. Ya le ha endosado el futuro hotel a Riu, que dice a su vez que paga 100, y los bancos no le prestan dinero porque no puede hipotecar el mamotreto con su futuro socio hotelero dentro.
Así, Expansión informa que afirma estar sobrado de dinero propio y que 200 millones no son nada para un tipo como él.
El sainete prosigue en medio de votaciones ridículas, nombres no menos hilarantes, Hello mother nature, fuck you Mr. Ford o algo así… declaraciones de los podemitas jefe en tono grandilocuente sobre la democracia directa y los plebiscitos sobre el Fuero de los Madrileños. Y Madrileñas.
Nosotros seguimos teniendo nuestras reservas sobre la reforma, Trini no paga, no mercansía como decían en la película de Scorsese, El infiltrado; sobre la compra de un individuo condenado por estafa en Bolsa, sobre Carmena su combo podemita y sus votaciones para mejorar la Gran Vía
Por cierto, ¿por qué no votar si derribar el mamotreto franquista conocido como Edificio España?

Trini no paga, no mercansía

El fantasma de la Plaza España

El fantasma de la Plaza España

Sin duda los chinos no conocen la tradición del 28 de diciembre, el día que Trini Casanova, dueño de Baraka, tenía que abonar a Wanda un adelanto de 14 millones de euros en concepto de pago a cuenta de la compra del Edificio España. Sin duda tampoco conocen al personaje, condenado a un año de cárcel por manipular la Bolsa y más famoso por sus operaciones especuladoras y fotogénicas que por buen pagador y personaje creíble.
Wanda ha dado un ultimátum al murciano para que el día 18 de enero abone la cantidad demorada para que solo le queden ya por pagar 252 millones de los 272 del coste del edificio, cuyo plazo final vence el 31 de marzo próximo.
Tampoco parece que el empresario vaya a concluir con éxito las operaciones emprendidas en el número 13 de la calle Preciados de Madrid y el hotel Carlos V, sumando esos impagos a su abultada carrera de especulador que busca una foto. En este caso Carmena ha sido la pagana apareciendo en la instantánea con el condenado por intentar manipular la Bolsa… y sus propias intenciones.
Mientras Plaza España, el monumento más emblemático de la capital y el que fuera centro del turismo madrileño se ahoga entre bares de comida basura, botellón y suciedad, frutos de la dejadez total del ayuntamiento, con su fantasmal consulta a la ciudadanía (8.000 participantes) sobre la remodelación, no menos espectral.
La situación recuerda cada día más a la legendaria escena de Infiltrados Tú no paga, no mercansía… con los papeles cambiados, claro.

2016, resumen del año

Playas abarrotadas, hombres en negro

Playas abarrotadas, hombres en negro y humor amarillo


El año 2016 se ha distinguido por la afluencia masiva de turistas a España, lo que ha agravado los daños al medio ambiente, mientras los colaboracionistas, AirBnB, Uber, Bla, Bla Car, las multinacionales que quieren reinventar el feudalismo digital, se baten de la mano de sus lobbies contra Colau, el personaje del año

El otro personaje, esta vez premio Limón, Juan José Hidalgo, sigue volviendo locos a sus directores de comunicación, mientras Globalia navega al garete.

Pero tampoco ha faltado el sentido del humor con el Dreamliner y Los del Río, Botella en la OMT, o Trini Casanova con Carmena en Plaza España para acabar con el humor amarillo de Ryanair…

Pasen y lean…
Empieza el año con Hidalgo, anunciando que Globalia baila primero con los chinos, pero que le tienen harto, que se les pasa el arroz sin soltar la pasta.
Por cierto, los de Wanda renuncian al edificio Plaza España, el buque insignia de la arquitectura franquista, defendido por Podemos en su cruzada por no hacer nada en la capital del reino.
Premio NaranjaA continuación Hidalgo  se inventa Geomoon, franquicias light, para paliar el tobogán cuesta abajo en que se han convertido sus rancias agencias Halcón.
Barceló inaugura en Madrid una megatienda tipo Primark, lo que parece ser tendencia. Pangea, otra de las megatiendas, no remonta el vuelo. Las cuentas no salen. 
Empieza la lucha contra el turismo masificado que invade España tras el incendio desatado en el Mediterráneo entre sunitas y chiitas y sus franquicias. Colau cuestiona la maldición olímpica y la coalición podemita en Baleares empiezan a defenderse de las multinacionales que se han inventado la economía llamada por sus lobbies «colaborativa». A España comienzan a afluir los turistas de marca blanca, auténtica morralla.
Mientras, el país camina hacia el monocultivo, un país de camareros, dentro del camarote de los Hermanos Marx.

Monocultivo español, camareros
Los del Río inauguran el Dreamliner de Hidalgo. Algo se movía apuntando al futuro premio Nobel, Bob Dylan.
El Algarrobico, el buque insignia del destrozo ambiental de la costa desaparecerá por orden judicial al parecer definitiva.

La Manga del Mar Menor se convierte en la Manga del Mar Fecal.

Sigue el calentamiento global que convertira en España el modelo de sol y playa en modelo de sol a secas. Y el Ártico se derrite y llama a más idiotas, los cruceristas del paso del Noroeste.

Colau comienza a ajustarle las costuras a los que quieren convertir Barcelona en una Venecia despoblada de sus genuinos habitantes. Manda parar los pisos de AirBnB y demás argucias «turísticas».
Más sobre los Hermanos Marx: Botella fichada por la OMT. Y lo que nos reímos, subraya Taleb Rifai.

Lo que nos reímos
Seguimos de risas. El ayuntamiento de Madrid convoca diversas votaciones populares para decidir no hacer nada en Plaza España. Cada vez votan menos paisanos, en la última ocasión apenas 8000 madrileños. 
El aeropuerto de Ciudad Real se convierte en chanante, verdadero icono de la alicaída marca España. Sólo le falta quedarse embarazado.
Al tipo más antipático y arrogante del Gobierno -ya tiene mérito-, el ministro del ramo, Soria, le pillan en franca mentira sobre sus actividades defraudadoras en Panamá. Y va y dimite. Lástima… se queda Borrego, la peor Secretaria de Estado de Turismo de la historia.
Y además le estalla que también mintió en lo del hotel NH Aguamarina de Santo Domingo donde estuvo por la patilla en virtud de sus favores al dueño. Presuntamente, claro. Miente más que habla.
13, rue del PercebeEl País de Prisa (Deprisa) con sus escritores de El viajero por montera se alía con Barceló para vender viajes con postureo.
Por cierto Barceló compra Catai, la vieja mayorista que marcó el camino del éxito al emisor español.
Y Springwater emulando a Carlyle en Orizonia compra la mayoría de Pullmantur. El capital riesgo arriesga con pólvora ajena.
La batalla del transporte estalla en el mundo de la mano de Uber y otras agencias feudales-digitales que quiere convertir a los trabajadores en autónomos y a todos en sumergidos sin derechos. 
Y la otra gran pata del monstruo colaborativo ruge y ya supera en España con sus camas de alquiler a la oferta hotelera. Lo de monstruo no lo decimos nosotros, lo dice Aurelio Vázquez, CEO de Iberostar. Se trata de una de las empresas de los Hombres En Negro.
Hidalgo se enfrenta al fraude de los billetes a las islas perpetrado por Air Europa. Los chinos no le hacen ni caso.
Vueling hace el agosto, sus clientes no. Caos en la línea aeréa super low cost por ofrecer lo que no puede dar. Fomento le abre expediente.

Cognazo car y encima Pablete
Los british petan España a pesar del Brexit y otros populismos del montón.  Comienza la borrachera de los 72 (millones de turistas) que arrasan la costa y las islas patrias. España soporta la tasa más alta del mundo en turista por habitante, 1,5.
Trini Casanova, el Jesús Gil murciano condenado por estafa, dice que compra el edificio España de la mano de Carmena. Veremos a ver si paga.
Luego Trini dice que pagará en marzo de 2017. El Año del Lobo (Hermano Lobo) en Plaza España
Hidalgo jura no volver a pisar un restaurante chino y nombra a su hijo, sí el de Pepecars, CEO de Globalia. 
Más humor amarillo. Ryanair lanza un aplicación para valorar sus vuelos a la vez que pide a los hoteles más contención de precios. O’Leary no se ha equivocado de pastillero, es el de siempre.
Bla, Bla Car, (Cognazo Car) multado por transporte ilegal por la Comunidad de Madrid. 
Los sindicalistas son unos vagos
Trumpdalgo remata el año llamando vagos a los sindicalistas. 
El modelo low cost
latino
se estrella en Colombia y se lleva por delante un equipo de fútbol. 
Y acabamos con el otro personaje del año, la alcaldesa Colau, que carga contra los colaboracionistas. AirBnB en el alero barcelonés. A Barcelona no le gusta el modelo Muerte de Venecia. Una película ya vista y sobrevalorada. Como Mahler.

El año del lobo en Plaza España

Ahora dicen que marzo del 2017

Ahora dicen que marzo 


El sutil empresario conocido como el Jesús Gil murciano, condenado a un año de cárcel por estafa en Bolsa, ha cerrado otro plazo para pagar los 272 millones que debe al grupo chino Wanda por el Edificio España, marzo de 2017
Antes era octubre de este año, que pasó entre prórrogas y dudas, entre proyectos fallidos del ayuntamiento, perdón por la redundancia, y participación entre risible y escasa del demagógico cabildo podemita para que el pueblo, (8000 paisanos y bajando) opine sobre una reforma que tiene toda la pinta de no hacerse nunca realidad.
Mientras la eximia alcaldesa a lo que sabe hacer, poner cara de abuelita, aparecer en la foto y decir que se la ha interpretado mal cuando algún comisario político la desdice en los medios de comunicación.
O sea, que la plaza España, como decía Hermano Lobo, el año que viene si dios quiere. Uuuuuuuuu.

Participación cero pelotero

Solo 8000  participan en el proyecto Plaza España

El viernes, un poco de relax


8000 y contando… para abajo

Como decíamos anteriormente la demagogia populista no conoce fronteras, ni aquí ni en Estados Unidos. El proyecto colaborativo que amenaza la plaza España de Madrid, un espacio que fue emblema del turismo y de los viajes, no arranca, como tampoco ningún otro de la capital, excepto si es de carácter «okupativo».
Sólo 8000 personas han participado en la web del ayuntamiento para elegir un proyecto de remodelación de un espacio degradado por la suciedad, el botellón y el abandono. 
Solo los propios participantes y la clase política podemista han «colaborado» en un proceso que suponía estudiar cientos de megas de información de los más de 70 proyectos presentados, algunos más propios de becarios o de proyecto fin de carrera de algún aparejador desnortado y en horas muy, muy bajas.
Halloween en Plaza de España
Entre los cinco seleccionados figura en primer lugar el que promete un bosque de hamacas, -probablemente para que descanse el concejal del ramo tras el esfuerzo y delegado del Área de Participación Ciudadana Pablo Soto-, un gran corredor verde, verdadero esfuerzo imaginativo junto a su título Praderaurbana.
Se volverá a votar, igual ya no online, pero Soto sigue alumbrando con sus ocurrencias el chusco proceso: «para votar se necesitaba un mínimo de interés. No todas las personas van a estudiarse 70 proyectos».
Mientras Trini Casanova el Jesús Gil murciano que asegura ha comprado el edificio España, sigue sin pagar a los chinos de Wanda y exhibe sus dotes horteras ante la eximia alcaldesa.

Es viernes, que no pare el espectáculo… o como diría Trump: Chou must go on (sic)

Halloween en Plaza de España

Trinitario se escaquea, el proyecto renquea

Trinitario se escaquea, el proyecto renquea

El ayuntamiento dice que se ha cerrado el proyecto de votación popular sobre la remodelación de la Plaza España. Hasta ahora no se ha pronunciado sobre cuántos amiguetes han votado los más de 70 proyectos de varios megas de peso cada uno, que supondrían varias horas a cada votante que realmente quiera compararlos con un poco de detenimiento. O sea que se limitarán a votar los propios implicados y sus amiguetes más los profesionales del podemismo
Tarea imposible, pero basta para la demagogia a la que nos tiene acostumbrados su incompetencia y sectarismo. No hay más que recordar el hilarante caso de las calles y monumentos con referencias a la Memoria Histórica y la Guerra Civil. O las votaciones populares sobre la propia remodelación de Plaza España en las que participaron 28000 personas, apenas el 0,15% del censo. Todo un éxito para Carmena y sus huestes.
Javier Hidalgo el play boy de MiamiMientras el otro popular personaje, -un auténtico fenómeno del populismo-, Trinitario Casanova, un condenado por hacer trampas en Bolsa a un año de prisión, ya le ha comunicado a los chinos de Wanda que no tiene el dinero prometido, 272 millones en el día pactado, el 15 de octubre. Y que paciencia, que lo está buscando, ahora ya sí entre bancos e instituciones financieras.
Los chinos de Wanda no se lo pueden creer. Ellos, que son finos estilistas y aviesos negociadores, han tropezado con una banda de aficionados al trile, tuerceesquinas y vendepeines. 
Por no hablar de que ahora Hidalgo no quiere saber nada de salida a Bolsa ni de los chinos de HNA. Eso que lo haga mi hijo, el playboy de Miami, dicen que dice el prohombre salmantino.
Los chinos no dan crédito. A sus ojos.